Escríbenos Te llamamos
Mándanos un mailMándanos un mail
Haz click en:Copiar mailoAbrir mail
Mail copiado
Menu
chat WhatsappTeléfonocómo llegar

Seguridad en trabajos verticales.

Detalles



La progresión sobre cuerdas engloba una serie de maniobras básicas consistentes en descender y ascender por la cuerda, cambio de la situación de descenso a la de ascenso y viceversa, pasos de obstáculos en ascenso y descenso empleando fraccionamientos, nudos, desviaciones o protecciones. Si bien en el trabajo cotidiano no se emplean todas estas maniobras, el trabajador las debe conocer perfectamente, permitiéndole desenvolverse en su actividad, en caso de ser necesaria su utilización, de forma autónoma y segura.


La progresión
sobre cuerdas engloba una serie de maniobras básicas consistentes en descender y ascender por la cuerda, cambio de la situación de descenso a la de ascenso y viceversa, pasos de obstáculos en ascenso y descenso empleando fraccionamientos, nudos, desviaciones o protecciones. Si bien en el trabajo cotidiano no se emplean todas estas maniobras, el trabajador las debe conocer perfectamente, permitiéndole desenvolverse en su actividad, en caso de ser necesaria su utilización, de forma autónoma y segura.


La maniobra más habitual es el descenso; ésta se realiza mediante un aparato de descenso instalado en la cuerda de suspensión o de trabajo, a la vez que se utiliza el obligatorio dispositivo anticaídas en la cuerda de seguridad.

En la maniobra de ascenso se necesitan al menos dos autobloqueadores en la cuerda de suspensión que no se deslicen hacia abajo cuando estén sometidos a carga, pero que permitan subir cuando los mismos no soporten ningún peso.


Al igual que en el descenso, durante el ascenso se utilizará el dispositivo anticaídas como elemento de seguridad colocado en la cuerda de seguridad independiente de la cuerda de progresión o suspensión.


Otra de las maniobras que se realiza progresando por cuerda es la progresión horizontal.

Esta puede realizarse sobre cuerdas o cables, siendo preferible usar cables ya que estos tienen menor flecha debiendo a la vez utilizarse simultáneamente con una cuerda en paralelo de seguridad.


En las maniobras de ascenso y descenso es necesario, en el caso de que se mantenga una situación de suspensión sobre cuerdas, para evitar problemas de circulación sanguínea, que se utilice una silla de trabajo donde poder estar sentados mientras mantenemos la suspensión.


Sólo se realizarán trabajos verticales sin silla, cuando las condiciones del trabajo o la corta duración del mismo lo haga recomendable, siempre previa la evaluación de riesgos correspondiente.


Maniobra de Descenso:

Por lo general será la técnica más empleada, pues exige un menor nivel de esfuerzo y el empleo de menos dispositivos. El descenso se debe realizar lentamente y de manera controlada, previendo posibles obstáculos que se encuentren por el camino (tendederos, terrazas etc.).



Maniobra de Ascenso:

Partiendo del suelo, se colocan ambos autobloqueadores en la cuerda de suspensión y el dispositivo anticaídas en la de seguridad. Después de tensar la cuerda, se empezará a subir transfiriendo el peso del operario de un autobloqueador a otro subiendo, alternativamente, aquél que no soporta su peso.Se trata de una maniobra de habilidad técnica más que de una prueba de esfuerzo.


Distintos sistemas de ascenso:

Existen varios sistemas de ascenso basados en diferentes combinaciones de aparatos, estos son: El sistema clásico que es el más eficiente en cuanto a energía necesaria para subir, usándose para ascensos largos, y el sistema descenso, llamado así porque parte de esa posición y el sistema doble puño válido para ascensos cortos y verticales inclinadas.


Otras maniobras:

Otro tipo de maniobra consiste en cambiar el sentido de progresión sobre la cuerda, es decir, pasar a una posición de ascenso a otra de descenso y viceversa.


Por necesidades de instalación de los tendidos de trabajo, las cuerdas pueden presentar una serie de discontinuidades que obligan a realizar maniobras al objeto de salvarlas. Estas discontinuidades y obstáculos pueden ser: fraccionamientos, nudos, desviaciones o protecciones.

Otra operación puede ser el cambio de cuerdas o cambio de línea tanto en ascenso como en descenso. El principio es el de mantener siempre dos aparatos en distintas cuerdas para cumplir en todo momento con la filosofía de trabajo.


Otro tipo de progresiones en horizontal:

También pueden realizarse sobre una estructura usando cabos de anclaje conectados directamente a los elementos de la estructura o bien a un pasamanos. Si se dispone de una repisa para los pies, y las cuerdas tendidas están a una altura adecuada, se puede avanzar asegurándose a ellas mediante dos cabos de anclaje, uno instalado en cada cuerda.

Fachadascantabria@hotmail.comwww.fachadascantabria.com   Tlfs: 630-235-845 y  942-81-90-81 


Las progresiones avanzadas y las técnicas especiales se aplican para posicionarse en lugares a los que solamente puede accederse desde abajo o donde resulte difícil y particular el acceso al lugar de trabajo.


Algunas de las estas maniobras especiales son:


 Paso de fraccionamientos bajo superficie en techo.

 Progresión ascendente con aseguramiento dinámico.

 Progresión sobre estructura con y sin apoyos.

 Progresión horizontal y diagonal sobre cuerdas.

 Progresión por cuerdas con materiales de emergencia.


Estas maniobras dada su escasa utilización deben ser realizadas por personal cualificado y con experiencia.

Leer másLeer menos
progresión sobre cuerdas. Ascenso-descenso-maniobras especiales.
Consúltanos por Whatsapp
Solicitar más información
Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted

haz clic para copiar mailmail copiado